La vida da muchas vueltas, a veces tantas, que puedes llegar a marearte en el proceso. Pero, por suerte, en muchas ocasiones estas vueltas son a mejor y hay poco de lo que nos podamos arrepentir. ¿Queréis un ejemplo de cómo todo puede dar un giro de 180º y acabar teniendo una perspectiva completamente favorable? Esperaros a leer la historia que os traemos a continuación.

Por aquel lejano 2002 Nora Ginés formó parte de nuestra televisión.

Participo en el programa Popstar, donde tuvo un papel bastante destacado.

Tanto fue así, que se quedó muy cerquita de formar parte de Bellepop, el grupo formado por las ganadoras del programa.

A pesar de ser finalista, el programa de Telecinco no hizo que su carrera acabase de despegar.



Fueron pasando los años y se fue alejando de la música.

¿A qué se dedicaba entonces? Pues a algo completamente inesperado.

Se aficionó al deporte y, del deporte, al culturismo.

Como culturista profesional ha cosechado muchísimos premios y ha ganado fama internacional en ese sector.

En 2012, por ejemplo, quedó subcampeona en el Arnold Classic Europe Madrid 2012 en la categoría Woman Physique.

También trabaja como entrenadora en un centro de fitness, por lo que tiene una vida profesional completa.

Vamos, que Nora es un buen ejemplo de cómo la vida puede dar unos giros tremendamente inesperados.

A vosotrxs, ¿qué os parece este brutal cambio de vida? Dejádnoslo en los comentarios de Facebook. 



Fuentes: huffingtonpost 20minutos