Hoy os traemos un macabro caso de parricidio que tuvo lugar en septiembre del año pasado en argentina. Leandro Acosta y su hermanastra Karen Klein, que fueron novios durante seis años, admitieron haber asesinado a sus padres y haber quemado sus cuerpos como venganza por los «años de abuso sexual» que les hicieron pasar a ellos y a sus hermanos gemelos de 11 años.

Su padrastro, Ricardo Klein, lo violaba desde los seis años, mientras que su madre, Miryam Kowalczuk lo «implicó en tríos» cuando era pequeño. También asegura que varios amantes de su madre lo violaron.

Aquí os dejamos el  VÍDEO en el que la abogada de Acosta explica el caso seguido de toda la historia en detalle. ¡No os lo perdáis!

Acosta disparó a su padre en la cabeza mientras dormía en ropa interior, y ha explicado que se «excitó sexualmente» y decidió violar su cadáver. En ese momento, su madre entró en la habitación y empezó a gritar: «Qué has hecho, ¡hijo de p***!». Fue entonces cuando apuntó a su madre y disparó una y otra vez.

Después, cocinó la carne de su padrastro en una hoguera y se lo comió. «Tenía sabor a cerdo, un poco salado pero delicioso», ha explicado. «Mi madre era una p*** y una alcohólica, hice justicia a mi manera».

Pic shows: Karen Klein.nnA woman accused of helping her step-brother and alleged lover murder, have sex with and then partially eat their parents has been released.nnKaren Klein, 22, was set free after her lawyers argued she had acted under pressure from her co-accused, Leandro Yamil Acosta, 25.nnThey said she had helped him clear up after he shot his step-dad in the head, then killed his mother with another three bullets when she returned a few hours later from taking his twin step brothers aged 11 to school.nnHe admitted the killings and also said he had eaten part of his dad's body and had sex with the bodies. He then cut up the remains and burnt them before feeding what was left to the family's six dogs.nnThe young woman's lawyer, Monica Chirivín, said that Leandro had told her he felt "an orgasmic relief" after shooting his father and stabbing his mother, and that he had "no regrets".nnThe court accepted that there was not enough evidence to charge her with the murder of her father Ricardo Ignacio Klein, 54, and his partner Miryam Esther Kowalczuk, 52, who was the mother of Leandro.nnFrightened Klein said she was asleep at the family home in the neighbourhood of Pilar in Buenos Aires, Argentina, when the murders took place and only agreed to help clear up because she felt that if she did not, he might kill her too.nnSome body parts were found outside on the terrace in paint pots and other parts are believed to have been taken to a local waste site.nnPolice also recovered cash worth 5,000GBP, that they believe were the victims, a 9mm revolver, a rifle, a machete, 3 hatchets, 2 shovels and a pitchfork.nnThe principal hypothesis of the prosecutor Marcelo Vaiani is that the crime was motivated by the hate Acosta felt for his parents and he did it so he could be left with the property and money.nnAcosta claimed he was abused by his parents when he was younger and they were also abusing his 12-year-old step twins who he wanted to protect.nn(ends)

Los asesinos fueron descubiertos cuando un familiar llamó a la policía después de que no pudiera entrar en la casa. Encontraron partes del hueso de la pelvis y de la espalda de su madre en un cubo, además de carne humana «preparadas para el consumo» y 16 enormes bolsas de basura algunas de las cuales contenían «restos humanos».

1Un jefe de policía explicó que también encontraron tres hachas recién compradas, un machete, una escopeta y una pistola de 9 milímetros. Después de asesinar a sus padres, Acosta los denunció por pederastas y solicitó una orden de alejamiento. Luego utilizó una carretilla para llevar los cuerpos a otra sección de la casa donde lo escondió durante 11 días en los que los golpeó, aplastó sus cráneos y puso el cuerpo de su madre en unos palos para cometer un acto indecente sobre su cuerpo.

En la declaración oficial, la hermanastra y novia de Acosta, Karen, explica que solo le ayudó a «limpiar» por miedo a que Acosta la matara y luego fue puesta en libertad por falta de pruebas.

imageUn hermano del fallecido Klein ha explicado que «tenía un carácter duro y Leandro siempre contestaba, el dinero siempre era el problema», mientras que Roberto afirma que «siempre ha habido resentimiento entre él y su hijastro, creo que esto ha tardado mucho en llegar».

Fuentes: elheraldo y dailymail.co.uk